Archivo por meses: noviembre 2015

Pasos para hacer un divertido bizcocho de cebra

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

bizcocho-cebra-fondant

¡Imaginación al poder! ¡Hoy vamos a convertir nuestra cocina en un auténtico zoológico! Bueno, si os parece vamos a empezar por poner una cebra. Y en próximos posts a ver si conseguimos “atrapar” otros animales salvajes de la estepa africana.

Y ahora te preguntarás ¿de qué estamos hablando? Pues del famoso y archiconocido bizcocho de cebra, uno de los más clásicos que puedes hacer. ¿Y cómo podemos definir el bizcocho de cebra? Pues muy sencillo. Se trata de un bizcocho de dos colores que tienes que hacer mezclando una masa de vainilla y otra con cacao o con chocolate.

Así vas a conseguir un efecto veteado que es súper vistoso. Es un pastel muy sencillo de hacer, ideal para una buena merienda para los más peques de la casa, pero que perfectamente te puede servir para una fiesta de cumpleaños. O para sorprender a tus invitados. Y eso sí, el bizcocho de cebra es de lo más divertido. Pero, bueno, ¿te parece que nos dejemos de rodeos y vayamos ya con la receta? Pues aquí la tienes.

Ingredientes

  • 250 gramos de azúcar
  • 175 gramos de mantequilla
  • 1 taza de leche
  • 250 gramos de harina
  • 5 huevos
  • Esencia de vainilla. Con una cucharadita será suficiente
  • Chocolate negro o cacao en polvo. Unos 100 gramos aproximadamente

Modo de preparación

  1. En primer lugar coge un bol y pon la mantequilla. Bátela hasta que el color se aclare un poco.
  2. Añade el azúcar y tienes que continuar batiendo para que se diluyan los granos. Con unos cinco minutos realizando esta operación tendrás más que suficiente.
  3. Pon ahora la taza de leche y añade las cinco yemas de huevo de una en una.
  4. 4.       Es el momento de que pongas los 250 gramos de harina.
  5. En otro bol pon las claras de los huevos y que no se te olvide añadir un pellizco de sal. Bátelas.
  6. Mezcla ahora las claras de huevo ya batidas con la esencia de vainilla.
  7. Y ahora mucha atención: la mezcla que te ha salido de unir las masas de los dos bols las has de separar en dos mitades que sean exactamente igual.
  8. A una de estas mitades le tienes que poner los 100 gramos de cacao en polvo o del chocolate negro, lo que hayas elegido para hacer el bizcocho.
  9. Prepara un molde, el que luego tengas que llevar al horno. Aquí, coloca tres cucharadas de la mezcla que hayas hecho con la esencia de vainilla. A continuación y sobre esta mezcla pon la mezcla que te ha salido con el cacao o el chocolate. Sigue poniendo tres cucharadas de una mezcla y tres cucharadas de la otra hasta que acabes de llenar el molde.
  10. Ya estamos. Sólo tienes ahora que llevar el molde hasta el horno, que has debido precalentarlo a 180 grados. Normalmente el tiempo de cocción suele rondar entre los 45 y los 50 minutos, pero asegúrate con un palillo. La masa tiene que estar completamente seca.

¡Y ya lo tienes! Sencillo, ¿verdad?

¿Cuál es el secreto de este bizcocho de cebra? El secreto y el momento más delicado es cuando tienes que mezclar las masas que has realizado en dos bols diferentes. Si lo haces con un poco de paciencia y respetando las medidas (tres cucharadas de una mezcla, tres de la otra) te saldrá el bizcocho de cebra perfecto. Ten un poco de paciencia en este paso y no te precipites. Reparte adecuadamente la vainilla y el chocolate.

Un poquito de historia sobre el bizcocho de cebra

Es difícil saber quién fue el primero que hizo esta mezcla y la llamó bizcocho cebra (o torta de cebra). Mirando y remirando por aquí y por allí parece que la idea de unir las dos mezclas tuvo lugar en Alemania en el siglo XIX.

También parece ser que tiene un origen judío o, al menos, la primera receta de este bizcocho apareció en un libro de cocina judía que se llama “Aun Babette’s cook book: foreign and domestico receipts for the households” y que salió a la luz en 1889. Fueron emigrantes judíos alemanes los que llevaron esta receta a los Estados Unidos. Si tienes curiosidad hemos visto que puedes comprar este libro. Una pequeña joya de la gastronomía.

Esta manera de hacer pasteles se extendió entre los años 1950 y 1970. Al menos hubo un pequeño boom en las pastelerías de Nueva York.

¿Conocías la receta del bizcocho de cebra? ¿La has hecho alguna vez? Nos encantaría que compartieras con nosotros qué tal te fue. Dínoslo en los comentarios.

Y, por cierto, si te ha gustado este post ¿lo compartes?

Postres divertidos para los niños

  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

 

banana-choco

Vamos a pensar en los más peques de la casa. ¿A quién no le apetece meterse en la cocina y preparar divertidos postres pensando en los niños? Pues a todas, ¿verdad? Oye, y no hace falta que sea una ocasión especial.

Podemos hacerles postres divertidos cualquier día de la semana. Evidentemente sería imperdonable no hacerles una tarta de cumpleaños cuando se acerca ese gran día y él haya invitado a todos sus amiguitos de clase. Una fiesta de cumpleaños, sin tarta de cumpleaños, pues, ¿qué queréis que os digamos? Pues no es una fiesta de cumpleaños completa.

Tartas de cumpleaños de fondant

Pues, si te parece, vamos a empezar con las tartas de cumpleaños utilizando el fondant. Hoy no vamos a darte ninguna receta, sino que te vamos a dar algunas ideas para que las decores. Por ejemplo, ¿qué te parecería hacer una tarta fondant con los personajes más famosos de Mickey Mouse?  Pues clica en este enlace y podrás ver un buen ejemplo.

Y, no te preocupes. Aunque la veas un poco complicada es muy sencilla de hacer. Piérdele el miedo al fondant. Si compras un fondant de buena calidad verás que es muy sencillo de moldear y de decorar y quedarás la mar de bien.

Si tu hijo es futbolero, de esos que se pasa su tiempo libre dándoles patadas al balón, también puedes sorprenderle con esta tarta del balón del mundial. También es muy sencilla. Atrévete con ella.

Y en este otro enlace también tienes algunas ideas para hacer y decorar tartas de cumpleaños con fondant.

Por si es un “fan” de los súper héroes, aquí tienes este video que te va a venir de perlas como inspiración. Te presentamos al Capitán América en forma de tarta:

Los cake pops

Una buena fórmula de sorprender a los más peques es elaborar cake pops. Ya te hemos contado qué son los cake pops. Son como piruletas por su forma pero en realidad son minipasteles.

En este post ya te dimos una receta y un video con otras formas de hacer cake pops. Es un poco menos complicado que las tartas de fondant y también quedarás muy bien ante los amigos de tu hijo cuando celebre su cumpleaños.

Y, por su sencillez, son ideales para hacerlos cualquier día del año, sin que tengas que esperar a una ocasión especial. Desde luego los cake pops están súper de moda y lo único que necesitas es un poco de imaginación.

Tartas de frutas, también divertidas

Esto te va a encantar, seguro. Ya sabemos que a muchos peques, eso de comer fruta es como una especie de sacrificio. ¿Y qué te parecería hacer tartas divertidas con frutas? ¿Te has parado a pensar que si les haces la fruta atractiva a su vista se la pueden comer como un santiamén?

Aquí puedes ver un ejemplo de un simpático puerco espín un gato y una tortuga y, como ves, es muy fácil de preparar.

Y en este enlace tienes cinco recetas originales de tartas con frutas. Sólo tienes que tener un poco de paciencia pelando la fruta, pero seguro, seguro que les entra por los ojos y acabarán comiendo fruta como es debido. Te haces con un buen cuchillo para pelar fruta, y sin problema.

¡Ojo! Que la Organización Mundial de la Salud recomienda comer cinco raciones al día para que crezcan como Dios Manda. Si se la comen, algo habremos conseguido, ¿no?

Bueno, ¿Qué tal? ¿Te atreves hacer tartas divertidas para niños? Esperemos que estos consejos te sirvan de inspiración y que tus hijos disfruten con estos postres deliciosos. Por supuesto que si los haces tú te lo van a agradecer muchísimo.

¿Cómo decoras tus tartas y tus pasteles cuando los haces para los peques de la casas? Nos encantaría que nos lo dijeras en los comentarios y lo compartieras con todas las lectoras de este blog. Cuantas más ideas tengamos todas, mejor ¿no crees?